Arriesgando por el Evangelio (o de la irracionalidad de ser cristiano)

Ayer fue el último domingo de evangelización en las plazas que hacemos las comunidades del Camino Neocatecumenal en todo el mundo durante los domingos de Pascua. Y que cierre nos ha tocado.

¿Recuerdan que les comentaba hace algunas entradas que este año nos había tocado ir a un sector bastante pobre y peligroso? Pues no era exageración mía. Mientras nos reuníamos en el lugar desde donde partía la procesión hacia el sitio donde se daban las catequesis nos enteramos de que en ese sitio se estaba dando una batalla campal, a tiros; entre dos bandas armadas.

¡¿Y allá es donde se supone que tenemos que ir a evangelizar?! – pensaba más de uno. Aquí hay muchas mujeres y niños pequeños. ¿Como ir a meternos en la boca del lobo, justo en medio de una plomazón?

Pues nada. El Espíritu Santo actuó y nos llevó justo hacia allá. El responsable de la comunidad de Los Rastrojos (parroquia con la cual nos tocaba organizar estos encuentros) nos reunió y nos explicó que la balacera ya se había acabado y que aquel que todavía sintiera demasiado miedo de ir hasta allá tenía plena libertad de regresarse a su casa y que no pasaba nada. Por otro lado; aquel que se sintiera animado o impulsado por el Espíritu Santo que se fuera con él a terminar la misión.

Ni uno solo se regresó.

Y he aquí donde viene esto de la irracionalidad de ser cristiano. Ayer ninguno de los que estábamos allí se dejó dominar por el miedo a la muerte. El miedo estaba allí, obviamente; pero no pudo más que el deseo de anunciar la victoria de Nuestro Señor Jesucristo sobre la muerte. Bastante irracional, ¿no les parece? Pero es una irracionalidad asumida con conciencia. El que se mete a cristiano lo hace sabiendo que está escogiendo el camino de los locos, de los que no miden consecuencias, de los que son capaces de cualquier cosa; a cambio de hacerse uno con el Señor. A cambio del cielo.

El que se meta a cristiano sacando cuentas y haciendo cálculos está pelando bola, compadre. En esto te metes de cabeza o no te metes en lo absoluto. Más o menos eso fue lo que me quedó de la experiencia de ayer.

Los dejo con algunas fotos (ayer me atreví a llevar mi cámara a La Alfarería – ¿otro acto irracional, quizás?) tomadas en este último domingo de misión.

Anuncios
Arriesgando por el Evangelio (o de la irracionalidad de ser cristiano)

¡En misión alrededor del mundo!

Es tiempo de pascua lo que solo puede significar una cosa para los hermanos del Camino Neocatecumenal: es hora de salir a cuanta plaza tengamos cerca a anunciarle al mundo la estupenda noticia del kerigma:

De cuando nos tocó dar nuestro testimonio en la misión de hace dos años
De cuando nos tocó dar nuestro testimonio en la misión de hace dos años

Es hora de la Gran Misión Evangelizadora: desde el segundo domingo de pascua y hasta justo antes de Pentecostés nos verán a los catecúmenos (o a los kikos como nos llaman en algunos círculos) dando razón de nuestra esperanza en las plazas públicas de miles y miles de ciudades alrededor del mundo.

Este año nos toca ha nosotros ir a un sector bastante pobre y lleno de miseria, donde se nos ha advertido no llevar cámaras y celulares debido a la alta peligrosidad de la zona; razón por la cual no he podido poner aquí alguna foto o video de como nos ha ido hasta hora. En su lugar los voy a dejar a continuación con varias fotos de la cuenta en Instagram de JMJ Camino Neocat quienes han recopilada las danzas, cantos y reuniones que se están llevando a cabo con motivo de esta gran misión.

Que las disfruten.


#RepostNeoCat @qtpie_angie #Hialeah #florida #miami #Evangelism #TheGreatMission #MissioAdGentes #NeoCat

A post shared by JMJ – CNC (@jmj_cnc) on




#RepostNeoCat @isalugoz #GranMision2015 #NeoCat #SantaRita #México #LaGranMisión #MissioAdGentes

A post shared by JMJ – CNC (@jmj_cnc) on






Para ver estas y un montón de fotos (y vídeos) más ya saben donde ir en Instagram. Me despido por ahora pidiéndoles que recen por la misión y por todas las comunidades que nacerán, Dios mediante, de este encargo que le ha hecho Dios al Camino Neocatecumenal. Shalom.

¡En misión alrededor del mundo!

Evangelizando en la plaza

Ya ha pasado algún tiempo, pero pienso que es importante dejar aquí plasmado como fue nuestra experiencia evangelizando en las plazas durante los domingos del tiempo de Pascua, en este Año de la Fe decretado por el Papa Emérito Benedicto XVI.

Como dicen por ahí que una imagen vale más que mil palabras, quizá lo mejor que podamos hacer es dejarles estas fotos tomadas durante esos domingos. Esperamos en verdad que las disfruten y que puedan ser un fiel testimonio de como el Señor acontece en medio de nosotros, moviéndonos a hacer su voluntad anunciando el evangelio de Jesucristo, muerto y resucitado, al hombre de hoy.

Galería