El nuevo secretario de estado del Vaticano.

¿Recuerdan que hace poco más de un año, como parte de la segunda parte del Padre Nuestro, hicimos este viaje a Caracas y Guanare? ¿Recuerdan que en Caracas, específicamente en la Nunciatura, tuvimos una eucaristía presidida por el Nuncio Apostólico, monseñor Pietro Parolin? Pues resulta que el mismo acaba de ser nombrado Secretario de Estado del Vaticano por Su Santidad el Papa Francisco. Desde aquí nuestras felicitaciones y deseos de que el Señor lo guíe, inspire y acompañe en esta nueva misión que le ha sido encomendada.

Volvemos a publicar estas fotos de nuestra visita a la Nunciatura, entre las que cabe destacar la de nuestra comunidad alrededor del nuevo secretario de estado del Vaticano. Nada mas y nada menos.

Anuncios
El nuevo secretario de estado del Vaticano.

¡Abbá, Padre!

Hace dos años comenzamos esta segunda iniciación a la oración en la que hemos ido descubriendo como es que Jesús quiere que recemos: El Padre Nuestro.

Pues bien, ahora nos encontramos en su tercera y última etapa; y lo único que podemos decir es que a estas alturas del Camino y gracias al Espíritu Santo que va obrando en nosotros, podemos comenzar a ver esa filiación divina que nos permite exclamar con confianza: ¡Abbá, Padre!

Para no entrar en mas detalles y dejar que cada quien viva esta maravilla en su debido momento, me limitaré por lo pronto a compartir algunas fotos de la convivencia que da inicio a este paso y que tuvimos ya hace un mes aproximadamente.

Y siguiendo en la onda de ponernos al día con los últimos acontecimientos de la familia y de la comunidad, atentos con la entrada de mañana que será bien especial; al menos para los Silva Cedeño. 

 

Galería

Peregrinación a Caracas y Guanare en imagenes

Hace mucho que debimos haber publicado esta entrada, describiendo un poco como nos fue en la peregrinación y compartiendo algunas de las fotos del viaje. Además del trabajo y las demás ocupaciones del día a día, existe otra razón por la cual lo habíamos postergado hasta el día de hoy.

Esta peregrinación, parte del paso intermedio del Padre Nuestro y que se hace ya hacia el final del Camino Neocatecumenal, tiene dos vertientes aquí en Venezuela: primero se va a Caracas y luego a Guanare. Durante todo el viaje uno experimenta un encuentro único y personal no solo con Nuestro Señor Jesucristo, sino también con su madre, nuestra madre; la Santísima Virgen María. Narrar los detalles de este encuentro sería como echarle a perder la experiencia a los que aun no la hayan tenido. Algo así como contarle el final de la película a uno que está a punto de verla.

Lo que vamos a hacer es compartir con ustedes esta galería de fotos que para nada devela las maravillas que esperan a los que tengan la dicha de hacer este paso. Esperamos que las disfruten y que el Señor le permita a todo aquel que inicie el Camino poder llegar a estas instancias.

 

Galería

La convivencia en imagenes

Tal y como era de pensar, y según la entrada anterior, hemos tenido un excelente fin de semana donde el Señor ha querido encontrarse con nosotros en la convivencia que acabamos de concluir el día de hoy.

No es mucho lo que podamos decir sobre lo predicado durante estos dos días. Es una experiencia que hay que vivir y que las palabras no bastan para describir. Sin embargo, si podemos ofrecerles estas imágenes que de algún modo reflejan el ambiente de santidad en el que estuvimos sumergidos.

Esperamos las disfruten.

Galería

Padre Nuestro

Hace un tiempo publicamos esta entrada donde hablábamos del próximo paso que tendríamos que hacer los hermanos de la primera comunidad de la parroquia La Consolación en este itinerario de crecimiento en la fe que es el Camino Neocatecumenal.

Se trata de la primera parte del Padre Nuestro, la continuación de la iniciación a la oración, paso que hicimos ya hace unos años. Pues bien; esta noche comienza la convivencia que nos pone de cara a esta, la oración del Señor.

Cuando dejaba a los muchachos en el colegio esta mañana pude escuchar como por los parlantes del área de bachillerato, una muchacha decía: “Padre Nuestro que estás en los cielos…con esta frase comienza la oración más importante del cristianismo”. No pude seguir escuchando lo que esta chica parecía estar leyendo  de alguna hoja de papel pero sin duda que fue un regalo de Dios que yo comenzara el día escuchando estas palabras. La verdad es que las casualidades no existen.

Ayer al rezar las laudes le comentaba a Patricia, mi esposa, que uno pasa toda su vida “escupiendo” esta oración sin siquiera detenernos a pensar en las palabras que estamos diciendo.  Como robots programados las decimos en la eucaristía o cada vez que rezamos, con nuestra mente puesta en quien sabe que. Algo me dice que este fin de semana va a marcar el fin de todo eso.

Dios quiera y así sea.

Padre Nuestro

En enero, un paso más

Pues resulta que los hermanos de la primera comunidad de la parroquia La Consolación en Barquisimeto hemos sido convocados para una convivencia hacia finales del mes de enero con el fin de dar inicio a este nuevo paso en el itinerario de crecimiento en la fe que es el Camino Neocatecumenal.

Casa de convivencias: ¡allá vamos!

Hace unos años hicimos el paso de la Iniciación a la Oración. En aquel entonces se nos dijo que al cabo de algunos años, y después de haber hecho importantes pasos como la Traditio (en donde recibimos la tradición de la iglesia, es decir, el Credo de los Apóstoles) y la Reditio (donde pudimos devolver este talento haciendo solemne profesión de fe) retomaríamos el paso de la oración pero ya a un nivel superior. Un nivel insuperable, si se quiere. Estamos hablando de la primera parte del Padre Nuestro. La oración del Señor. La oración de oraciones.

Esperemos que el Espíritu Santo nos acompañe y nos ayude e ilumine en este andar hacia una fe adulta. Amen.

En enero, un paso más