¡Mas tarde, ahorita estamos rezando!

Pues ¿que les parece? Eso fue lo que respondieron mis hijas a sus amiguitas quienes las llamaban a gritos para que salieran a jugar. Ante esta respuesta solo me queda imaginarme lo que pensarían las amigas: “¿Rezando? ¿Por que? ¿Para que?” Y es que no es secreto para nadie que en esta sociedad hemos optado por dejar a Dios fuera de nuestras vidas.

Sin embargo, en nuestra casa es un poco distinto. Los domingos en la mañana nos reunimos con los niños alrededor de la mesa del comedor y juntos hacemos la oración de la mañana, o laudes, siguiendo la liturgia de las horas. Es esta una excelente oportunidad para transmitirle la fe a los hijos y para que, en presencia del Espíritu Santo, conversemos un poco de nuestras cosas y de lo que esté sucediendo en la familia.

Nadie dijo que sería fácil rezar laudes con esta cantidad de niños

Volviendo a la respuesta tan natural de María Claudia e Isabel a sus amigas; la verdad es que esto sirvió para darme cuenta de lo natural que se ha vuelto la liturgia para nuestros hijos, quienes sin ningún tapujo ni vergüenza gritaban desde la ventana abierta de nuestro apartamento en el tercer piso del edificio lo que estaban haciendo. Estoy seguro de que siendo yo, quizá hubiese dicho algo así como “un momento que estoy ocupado en algo”.

La invitación es que aprovechen y nos dejen saber el papel que juega la oración y la espiritualidad en sus familias. ¡Hasta la próxima!

Anuncios
¡Mas tarde, ahorita estamos rezando!

3 comentarios en “¡Mas tarde, ahorita estamos rezando!

  1. Francisco dijo:

    Si no os volveis como los niños no entrareis en reino de los cielos., Dice Él Señor. Verdaderamente los niños nos enseñan hacar humildes. ¡Bendito seas!, Rolando y tu familia por experimentar esas gracias.

  2. Emmanuel Peña dijo:

    Con la boca de los niños pequeños el Señor afirma su Gloria!!!! Algunas veces a los adultos nos falta el coraje de la inocencia de nuestros niños. Continúa con tu blog con humildad. Un saludo desde Republica Dominicana….

    La Paz!!!

  3. Gracias a Dios verdaderamente podemos mi esposa y yo ser testigos de como la fe se trasmite a los niños. Todo ha sido obra suya, claro está. Gracias hermanos por visitar el blog y compartir sus comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s